Hace ya varios años que mediante Plataformas de Pago Móviles (PPM) entre las que se encuentran aplicaciones para smartphones y tablets que cuentan con botones de pago y billeteras electrónicas, la revolución tecnológica está tomando lugar en el sistema financiero.

Estas soluciones digitales están facilitando mundialmente las transacciones bancarias para los individuos permitiendo, de esta manera, ahorrar tiempo en largas filas en sucursales bancarias, dándoles seguridad al evitar transportar grandes sumas de dinero en efectivo y permitiendo realizar depósitos donde quiera que se encuentren.

En Estados Unidos, el sistema de depósito de cheques a través de aplicaciones web se realiza desde el año 2004 y, si bien en Argentina todavía no es tan común, el Banco Central de la República Argentina, junto con varias entidades bancarias está haciendo uso de medios electrónicos para regularizar su uso y así elevar la productividad de la economía del país y fomentar, al mismo tiempo, la bancarización.

Gracias a las aplicaciones móviles y sistemas como botones de pago y billeteras electrónicas los usuarios podrán agilizar sus gestiones mientras que las entidades bancarias podrán reducir costos de gestión y abrir paso a un sistema financiero moderno.

Entre las aplicaciones más utilizadas actualmente en Argentina para realizar transacciones y pagos se encuentran “Todo Pago”, “Vale Pei” y “Red Mob”. Funcionan de manera muy sencilla y permiten enviar dinero entre personas sin costo, realizar compras en plataformas e-commerce y validar transacciones.

Por otro lado, con su aplicación “Cheques Mobile”, Santander Río ofrece a grandes empresas el servicio de depositar cheques al día en su cuenta corriente, cualquier día de la semana y durante las 24 horas.

El proceso de uso también es muy simple. Solo se debe sacar una foto de ambas caras del cheque con el smartphone o tablet y, de esta manera, la aplicación transmitirá la información de modo encriptado a la entidad bancaria.

Algunas aplicaciones especializadas en depósito de cheques permiten realizar los mismos hasta las 18 horas, mientras que las sucursales cierran a las 15, y consultar el estado de los depósitos realizados en cualquier momento del día.

En cuanto a los aspectos de seguridad, no se debe tener miedo de estas aplicaciones ya que, algunas se deben activar previamente en el banco, donde se otorgará un acceso a una persona única y, las fotos de los cheques que se envíen, no quedarán registradas en el teléfono.

Es importante saber que los cheques que se depositen de manera electrónica deberán tener la leyenda “depositado electrónicamente al cobro” en ambas caras del documento y que, según el Banco Central de la República Argentina, el cliente tiene que conservar el cheque en papel por unos 60 días a partir de la fecha en la que se realizó el depósito de manera electrónica ya que el banco podría solicitarlo.